VISIÓN:


Consolidar a la Apisofía como Sistema de referencia de valores y atributos de una    “Conciencia autótrofa  integrada y compasiva”, para el reconocimiento de la evolución  y la comprensión y el mantenimiento de la biodiversidad universal.

MISIÓN:


Promover la modelación, maduración, apertura , saneamiento y autoregulación de la Psique humana y de su cosmovisión,  via la estimulación neuroinmunológica de la tríada Memoria-Inteligencia e Intuición, basada en la práctica consciente de la “cultura simbiótica nutricional”, de  traducción, purificación y transformación metabólica pautada por la Apisofía y,  derivada de la contemplación sensible y detallada del enjambre de abejas y del consumo consciente de sus productos, conceptualizados y potenciados por la calidad de Principio Apis® . 

 

Principios de la Apisofìa.

El significado de la Apisofía para la formación del Ser humano:

La Apisofía es una Ciencia y Filosofía  integradora que estudia la base instintiva del comportamiento de las abejas y su origen solar, que les permite resolver diversos tipos de conflictos , y llevar una vida definida por tres fuerzas evolutivas: La cooperación-libertad genuina-, la regeneración-desapego- y la auto percepción-Mesura-.

 La evolución de estas fuerzas en las abejas desde hace más de 25 millones de años es una reserva de conciencia animal, que exhibe el potencial de desarrollo de los atributos biológicos cuando se practica y se ajusta un modelo de tenacidad-coraje, retroalimentación y resiliencia en cada uno de los miembros y entre los miembros de una sociedad.

La Apisofia estudia y relaciona estas capacidades de la conciencia animal en las abejas, las revisa y las compara con lo humano, como revisando viejos expedientes de nuestro pasado.

La Apisofía pone en relieve esos elementos de una historia compartida, esos expedientes que revelan los conflictos del instinto que anuncia y empuja al desarrollo de una conciencia en lo humano.

La Apisofía destila estas percepciones del  ancestro con la bioquímica de nuestros sistemas vivientes, y nos permite interesarnos y comprometernos como una glia que nutre a las neuronas, en el desarrollo de un sistema de pensamiento unificado sobre nuestro rol, nuestra vida y el significado de nuestra muerte como transformación vital, y el de nuestra trascendencia hacia un estado de no mente unificado. Este estado unificado es equivalente al del paradigma fotosintético, y en el mismo sentido, nuestro tejido neuronal, y particularmente, nuestra glía, se transforma en un receptor de la energía cósmica solar, y un sistema Nodriza, que aumenta nuestra capacidad de alcanzar y viajar a escalas y velocidades diferentes en el espacio-tiempo. El paradigma fotosintético  y el neuronal, se enriquece cuando, podemos entender la posibilidad de que, podemos trascender lo quìmico y profundizar en relaciones electromagnéticas de alta velocidad.

A través de la Apisofía se le concede al cuerpo físico más tiempo para poder experimentar la conciencia evolutiva en las condiciones actuales de nuestro planeta tierra.

En la Apisofía  se articula un sistema de pensamiento conciente en lo humano que unifica lo claro y lo oscuro de la naturaleza instintiva de las abejas. Las abejas han puesto en práctica un comportamiento que les ha dado equilibrio en estos últimos 25 millones de años. Aunque nuestra especie es 10 veces más joven en tiempo evolutivo que las abejas, posee una adquisición cerebro-mental-conciente cuya capacidad neuronal puede evolucionar en segundos, lo que a la evolución le costó millones de años. Esta rapidez es sólo posible en un proceso de comprensión y requiere de una formaciòn tenaz, ya que la misma capacidad que tenemos para desarrollarnos, es la misma que tenemos de desarrollar percepciones disociativas y destructivas. 

Principio Apis: Apicultura Científica, C.A., conocida hoy como LA CIENCIA DE LAS ABEJAS,  fue fundada en Caracas como una firma personal en 1986, por el Biólogo, Magister en Ciencias Biológicas, mención Botánica, y Psicobiólogo, José Gregorio Rodríguez.

En el año 1997, la  Biólogo Carolina Donoso, la transforma en compañía anónima en sociedad con su fundador.

En 1999, pacientes con esclerosis múltiple y artritis reumatoidea, pidieron  la asistencia de Principio Apis para tratar con el veneno de las abejas y los otros productos sus dolencias. Esto inició  una larga experiencia en el tema de las enfermedades degenerativas tratadas con productos de la colmena liderada en su filosofía y acción por la Biólogo Carolina Donoso. En el mismo período se maduraba en Principio Apis el diseño de un sistema móvil  que facilitara el contacto directo con las abejas africanizadas (Api móvil) desde el punto de vista de la observación biológica guiada y el acercamiento terapéutico. El programa científico-terapéutico del Api móvil, se transformó inmediatamente en el Taller Imagínate que eres una abeja, producido y dirigido por los biólogos Carolina Donoso y José Gregorio Rodríguez, enfocado muy especialmente para el contacto de los niños con las abejas. En ese mismo año el Api móvil de Principio Apis, recibió la medalla de oro otorgada por la Organización Eureka como premio a la inventiva.    Como consecuencia de todos estos antecedentes, y basándose en la experiencia científica biológica de ambos profesionales, se empezó a madurar una visión filosófica-científica que cristalizó en  una nueva filosofía única en el mundo: La Apisofia.  

 Actualmente, se ha conservado la Marca Registrada y toda las actividades científicas y comerciales las dirige y administra la Asociaciòn Civil Apisofìa.

Apisofìa AC, funciona como una colmena de asociaciones que incluyen a: Posadas del Circuito de la Excelencia, Farmacias, librerías, Centros médicos , entre otros que conocen y distribuyen nuestros Productos Apisofizados

 



* Video - Abejas nativas sin aguijón del bosque caducifolio del Rio Yurubí Melipona favosa
* Música - Beethoven, Symphony 7
* Voz - Bióloga Carolina Donoso